Samsung está finalmente respondiendo a una importante falla de seguridad que afecta los teclados de sus teléfonos inteligentes y tabletas Galaxy. La firma de seguridad NowSecure reveló el exploit a principios de esta semana, lo que da a los hackers la posibilidad de ejecutar código en los dispositivos móviles de Samsung. Hoy, Samsung anunció que está emitiendo una solución a sus políticas de seguridad móvil en los próximos días.


La compañía también destacó que no creía que la falla fuese una amenaza, ya que requiere un hacker estar en una red no segura con el teléfono. Además, el software de seguridad de Knox de la compañía ofrece una protección del núcleo para evitar que el código malicioso se ejecute. Sin embargo, este no es el tipo de exploit que cualquier empresa puede ignorar, sobre todo cuando una firma de investigación ya ha detallado exactamente cómo funciona.

Samsung dice que la mayoría de sus usuarios tienen a Knox activado por defecto y obtendrá un aviso para aplicar una nueva política de seguridad de forma automática. La compañía también está trabajando en la emisión de una actualización de firmware para proteger los dispositivos que no tienen Knox activado ya.

Puedes asegurarse de que su teléfono está listo para recibir la actualización de seguridad, siguiendo las instrucciones de Samsung a continuación:

Vaya a Configuración> Bloqueo de pantalla y seguridad> Otra configuración de seguridad> Actualización de política de seguridad, y asegurarse de que la opción de actualizaciones automáticas está activada. En la misma pantalla, el usuario también puede hacer clic en Buscar actualizaciones para recuperar manualmente los nuevos cambios de política de seguridad.

Samsung fue advertido sobre el exploit hace meses por NowSecure. En ese momento, se le dijo a la empresa de seguridad que una solución ya fue enviada a los operadores telefónicos. Pero después NowSecure había descubierto que los Galaxy S6 seguían siendo vulnerables, entonces decidió anunciar la vulnerabilidad en una conferencia de hackers, lo que obligó a Samsung responder.